17 diciembre, 2014

Disfuncional


Hoy tengo el corazón en un puño. 
Me has vuelto a escribir. 
Qué tendrán tus palabras que a veces no sé si hablas de tus demonios o de los míos.

Quiero ver cómo tiemblas, 
con qué intensidad sientes.

[Por qué luchamos.
Dónde está nuestro final feliz.]

Suelo dejar cerca una mochila y un cuaderno en blanco,
por si acaso estoy otra vez soñando.
Me da miedo hacerme ilusiones.
Pero a estas alturas creo que lo más fácil es tener miedo siempre.

[Pero,
si no hay esperanza,
¿para qué vivir?]

He deshecho la mochila
y voy a seguir escribiéndote.

PD: Necesito que te acerques.

7 comentarios:

  1. Qué hermoso poema y útil para alguien que en algún momento oye su música y procura entenderla. Por cierto, también acostumbro traer siempre un cuaderno cerca, por si los sueños algo me dictaban. Ahora también escribo en las notas del celular.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé si calificarlo de poema. No me gusta la poesía, o mejor dicho, no entiendo las rimas. Soy más de verso libre y la libre interpretación de los versos. Escribo en cualquier superficie, ni siquiera tiene que ser material. Mi cabeza está llena de ideas que nadie más puede leer salvo yo. Cualquier lugar es bueno para escribir.

      Gracias por leer :)

      Eliminar
  2. No dejes que nada te haga abandonar tus sueños e ilusiones. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esto no va de sueños o ilusiones. Esto va de que tengo miedo de volver a perder a una persona que es importante para mí. Que ella se aleja de la gente y yo también, pero algo nos impulsa a seguir en contacto.

      Gracias por leer :)

      Eliminar
  3. Has vuelto a escribir otra vez. Eso es fantástico. Me alegro muchísimo. No conocía la faceta poética tuya. ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja no sé si poética es la palabra adecuada... Pero me propuse volver a leer y escribir estas vacaciones (además de estudiar) y poco a poco lo estoy consiguiendo. Tú seguramente que me conozcas de más tiempo sabes que siempre tengo una historia en mente, o varias, que siempre estoy dándole vueltas a algún personaje; en definitiva, que no descanso. Y ahora que tengo el tiempo y el ánimo, quiero ponerme a ello.

      Muchas gracias por leer :)

      Eliminar
  4. Cada palabra tiene su intensidad, cada voz su particularidad, cada ser su lugar.

    Saludos

    J.

    ResponderEliminar